Silla de Auto Salia 125 Fibre Black + Asesoría Online Sistemas de retención infantil

529,99  (I.V.A. incluido)

 

Productos disponibles solo contratando nuestra Asesoría Online Sistemas de retención infantil

Si necesitas aclaraciones o deseas pedir tu cita para la instalación ¡Envíanos un WhatsApp pinchando en el enlace!

Sin existencias

Descripción

Todas las necesidades de la familia, combinadas en una sola silla de coche. La Salia 125 es la compañera segura en la carretera e impresiona por su largo periodo de uso desde el nacimiento hasta los 7 años.

Nada impide un viaje agradable, gracias a la espuma cómoda y al reductor para recién nacido extraíble y acogedor para los viajeros más pequeños.

Gracias a la rotación de 360 grados, es muy sencillo colocar y quitar al niño del asiento, ¡y cuando es más grande lo puede hacer solito!

 

Salia 125 impresiona por su largo periodo de uso, adecuado desde recién nacidos hasta los siete años de edad (40 – 125cm). El respaldo y el reposacabezas regulables en altura se adaptan perfectamente a la altura de los niños y crecen automáticamente a medida que lo hacen.

Incluye reductor para recién nacido acogedor y confortable.

El asiento se puede girar 360 grados con una sola mano, brindando mayor libertad de movimiento para los padres. Este sencillo mecanismo le permite colocar y quitar al niño de la silla de manera rápida y sencilla. Y volver a colocarlo en la posición de viaje.

La silla de coche Salia 125 tiene cuatro posiciones de reclinado, tanto si el niño está atado con el sistema de arnés integrado como con el cinturón de seguridad del vehículo. La posición de reposo es muy plana y ofrece la mayor comodidad. ¿La mejor parte para los padres? Pueden ajustar la reclinación con una sola mano.

El uso de ISOFIX y pata de apoyo hace que la instalación sea simple, rápida y asegura un posicionamiento estable y seguro de la silla de coche.

Además, el sistema de seguridad cumple con los estrictos requisitos del nuevo estándar de seguridad i-Size. Los tres puntos de anclaje mantienen el asiento en posición correcta y absorben los impactos que actúan sobre el niño en caso de accidente.

Hace que sentarse durante largos períodos de tiempo sea particularmente cómodo, y esto se garantiza mediante aberturas en la carcasa exterior e inserciones de malla en la funda del asiento, que permiten un flujo de aire continuo.

El secreto de un buen viaje es disfrutar del trayecto y el ingenioso diseño de la Salia 125 asegura que todos lo hagan.

Más que una simple protección: los protectores integrados se pueden desplegar rápida y fácilmente, siempre del lado de la puerta. En caso de impacto lateral, el ASP transfiere la energía hacia atrás en el caparazón, reduciendo significativamente las fuerzas que actúan sobre el niño. De esta forma, la combinación de estructura de asiento y protectores retráctiles proporciona una doble protección.